Decora Tu Casa Siguiendo El Estilo Zen

Decora Tu Casa Siguiendo El Estilo Zen

Debido al estrés al que estamos sometidos diariamente, es muy aconsejable decorar nuestra casa, el espacio que utilizamos para relajarnos, de acorde a la filosofía Zen.  Ésta es una escuela de budismo y la traducción de una palabra japonesa que significa meditación. En la decoración Zen reina la simplicidad y el orden ya que pretende transmitir tranquilidad, calma y armonía.

Colores

El color por excelencia en este tipo de decoración es el blanco y los colores neutros: ocre, grises, beiges ya que aportan amplitud y sencillez.

Muebles

 Opta siempre por muebles simples para todas las habitaciones de la casa. Los muebles bajos de líneas rectas son perfectos ya que transmiten orden. La comodidad es una de las premisas fundamentales así es aconsejable complementar el espacio con cojines, tapetes y edredones suaves.

Materiales

Siempre en búsqueda de la mayor naturalidad y lo menos industrializados posibles. La madera natural es una de las mejores opciones, también madera de haya y piedra. En los baños siempre es mejor optar por la piedra que por la cerámica. Para elementos cómo cojines, edredones y sábanas hay que optar por el algodón, la seda, el terciopelo o el cuero. ¡Que reine la suavidad!

Luz

La decoración Zen busca la mayor luz natural  posible aunque siempre de manera indirecta. Una buena opción para filtrarla son los paneles japoneses o las cortinas de lino o algodón. La filosofía Zen siempre busca un foco de atención que va a ser su centro. Intenta que la iluminación artificial siempre esté escondida y que sea suave y cálida.

Jardines

 Si tienes un jardín en casa, es buena idea adaptarlo a la decoración Zen y convertirlo en un espacio de meditación, reserva para ello un espacio orientado al este. Los materiales que reinan en un jardín de este tipo son: arena, piedra, grava y madera. Además, son más fáciles de construir y de mantener que los jardines clásicos.

¿Qué debemos evitar?

 La decoración Zen aboga por la pureza y la tranquilidad así que debemos evitar a toda costa las curvas, la madera oscura, los colores fríos y cualquier tipo de barroquismo.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *