MUDANZAS EN LA LITERATURA ESPAÑOLA, GIL STAUFFER PROTAGONISTA NÚMERO UNO

MUDANZAS EN LA LITERATURA ESPAÑOLA, GIL STAUFFER PROTAGONISTA NÚMERO UNO

Son muchos los escritores que han incluido a Gil Stauffer en algún momento de sus trayectorias literarias, convirtiendo a esta marca en protagonista de ciertas mudanzas que transcurrían insertadas en el argumento de sus célebres obras. Y no es de extrañar que esta enseña se convirtiese en un frecuente recurso literario, pues Gil Stauffer es un exponente de la Historia de España, ya que su fundación se remonta al año 1905. Es una marca que cuenta con más de un siglo de existencia y, por ello, permanece tatuada en la memoria de varias generaciones como sinónimo de mudanza.

El buscador Google muestra en su apartado de “Libros” y en relación con la búsqueda “Gil Stauffer”, un buen listado de obras y referencias. Así, Gil Stauffer aparece, por ejemplo, en la novela “La Fortuna de Matilda Turpin”, editada en 2006 y por la que el célebre escritor Álvaro Pombo recibió el Premio Planeta.

También hay menciones en la novela “Quiero un Hijo de Julio” del autor Ángel Palomino (1986), en la obra de teatro “Al final de la cuerda” de Alfonso Paso (1962); en el recopilatorio “Obras completas, Volumen 2 de Carmen Gaite” por el autor José Teruel Benavente (2002); en la novela epistolar “Nubosidad variable” (1992) escrita por la mencionada escritora. Podemos encontrar otra escena en el libro “Cela: el hombre a quien vi llorar” (2002)  de Gaspar Sánchez Salas, que fue el secretario personal del célebre Camilo José Cela. Y en 2005 Martín Grove publicó su experiencia autobiográfica titulada “Las revelaciones del Paititi”, mencionando también a Gil Stauffer en su argumento. Además, haciendo honor al género de la ficción, encontramos el título “L’últim dia abans de demà”, que escrito por Eduard Marquez y publicado en 2011 introduce también unas líneas relacionadas con esta enseña centenaria.

Además, Gil Stauffer aparece en otros libros curiosos como el  volumen 43 sobre “Jurisprudencia Civil (1955); en la “Guía urbana de Madrid” (1976) y en la “Guía urbana de Barcelona” (1975); así como en el boletín semanal “Información comercial española” (1982); en el catálogo de los discursos “Premios Cervantes” (1992) ; en la “Guía-anuario de Aragón, Rioja, Navarra, Álava, Guipúzcoa y Vizcaya” (1964); en un Manual sobre “Política Exterior, Volumen 8, Números 37-38” (1994); y en el “American Import Export Bulletin, Volumen 80” (1974), en el Ranking por Ventas de las cien primeras franquicias de España, con el puesto 59, en el ejercicio 2000-2001 en el libro “Distribución y Franquicia: Oportunidades de Negocio Ante el Impacto de la Mundialización/Globalización”; así como en una selección de artículos publicados en Diario 16, titulados “Con España a Cuestas” (1995) y escrito por el prestigioso periodista  Manuel Martín Ferrand. Por otro lado, existe un largo etcétera de impresiones en catálogos de exposiciones de arte que señalan a Gil Stauffer como la empresa encargada de realizar el transporte y montaje de dichos eventos en diversos nacionales e internacionales. Y la Hemeroteca está llena de referencias históricas a Gil Stauffer.

Por otro lado, Charo Álvaro, directora de Comunicación de Gil Stauffer, escribió el libro titulado “Cajas de vidas” en el que las escenas relacionadas con el guardamuebles y las mudanzas decoraron diversas historias para conmemorar el Centenario de la marca en 2005.

Todo esto demuestra que esta marca está revestida de una magia especial y que tiende a asociarse históricamente como el mayor referente español del sector de mudanzas.

Desde 1905, nuestra mayor satisfacción es la de Usted